Afrontar las críticas cuando decides reinventarte

Claves_del_articulo

¿Sientes que nadie te entiende?

Supongo que nos ha pasado alguna vez a todos. Al menos, cuando deseamos cambiar, reinventarnos, hacer algo diferente con nuestra vida. Especialmente salirnos del marco, del círculo establecido e iniciar un camino diferente a la gran mayoría.

No es fácil. Cambiar nunca es fácil. Pero es  aún más difícil cuando sientes que tu entorno no te entiende o no te apoya. El apoyo es vital cuando empiezas algo nuevo: un proyecto, una idea, un negocio.

Cuando yo decidí dedicarme al Coaching, recibí todo tipo de comentarios “bien-intencionados”: cuidado, no hagas locuras, hay ya demasiados coaches, no puedes vivir de ello, mi prima/hermana/amiga/novia/vecina ha estudiado eso y sigue en paro, debes compaginarlo con otro trabajo para poder sobrevivir... y un largo etcétera.

Si les hubiera hecho caso en aquel entonces, no me habría atrevido a dar el paso y a transformar mi carrera profesional. Y yo quería transformarla como sea, necesitaba hacerlo, sentía que había llegado mi momento, que era capaz. Era algo vital. Un asunto de vida o muerte. Y yo no quería morir a los 30.

Por primera vez me sentía capaz de hacer algo importante con mi vida. Si en otros momentos de mi vida había tenido miedos y dudas y no me atreví, ahora ya no era aquella persona.

Y es que la confianza en uno mismo es el primer paso y el mayor antídoto contra la pasividad, la parálisis y el miedo.

Y es la confianza la que te permite, a pesar de todos los comentarios en tu contra, la incomprensión y el desánimo general, apostar por tus sueños, creer en ellos y dar los pasos necesarios para hacerlos realidad.

Y es la confianza también la que hará que confíes en ti a pesar de las críticas, incluso cuando te digan que lo estás haciendo mal o vas por mal camino.

Por cierto, ¿te suena esta cita de Maxwell? A mí me parece tan real como la vida misma. Y es que ya viví esta situación en más de una ocasión en carne propia:

«Cuando quieras emprender algo, habrá mucha gente que te dirá que no lo hagas. Cuando vean que no te pueden detener, te dirán cómo lo tienes que hacer. Y cuando vean que finalmente lo has logrado, te dirán que siempre han creído en ti.» Maxwell

Cómo encajar las críticas de forma positiva

El vídeo-presentación de mi próximo curso online ha cosechado alabanzas y críticas a partes iguales. Y agradezco ambas, a pesar de que las críticas en un primer momento duelen un poco. Y es que cuando le pones tanta ilusión y tanto empeño a algo, cuando le dedicas horas y horas, no es fácil aceptar que no gusta a todos.

Pero por otro lado no es realista gustar a todos y siempre. Lo normal es que haya un porcentaje de gente que no te entienda, no les guste, no les motive o les deje indiferente lo que tú has preparado con tanta ilusión.

Lo importante de una crítica es que se haga de forma positiva, tratando de aportar valor, como me ha pasado a mí afortunadamente. Se llaman críticas constructivas y aunque duelan al principio, es bueno recibirlas.

badge-coaching-tip

  • Las críticas con buena intención te permiten mejorar tu producto o servicio. Y es que saber lo que opinan de ti, lo que puede fallar es siempre muy necesario para perfeccionar algo. Si todo el mundo te dijera que lo haces genial, no te esforzarías tanto en cambiarlo.
  • Las críticas constructivas son un antídoto contra el ego. El que sufre con las críticas es siempre el ego: el ego quiere tener razón, gustar a todos y siempre, se considera especial, el más listo o más guapo, que cada uno elija lo que le corresponde.
  • Las críticas bien intencionadas vienen a proporcionarnos una buena dosis de humildad, de aceptación, de bajar los pies a la tierra.

Ejercicio de Inteligencia Emocional para afrontar las críticas

A continuación quiero mostrarte una fórmula de la Inteligencia Emocional para encajar mejor las críticas, sean bien intencionadas o malintencionadas. Y es lo bueno de tener herramientas para cada situación emocional que se nos presente. Cuando cuentas con las herramientas necesarias, todo se vuelve más sencillo, más llevadero. El verdadero problema es sentirte impotente, tener la sensación de que no puedes hacer nada para cambiar algo que te disgusta o te preocupa.

  • Actitud: lo primero es que escuches el contenido de la crítica
  • Creencia asociada: es una oportunidad de aprender y de mejorar
  • Emoción asociada: serenidad, calma, positividad

Después pueden darse los siguientes 4 escenarios:

Escenario 1: crítica apropiada, expresada de manera adecuada

  • Escucha atentamente
  • Mantén una actitud positiva y de apertura
  • Admite la posibilidad de que tenga razón
  • Saca tus propias conclusiones y pide sugerencias al respecto
  • Agradece la crítica y la forma en que te fue dicha
  • Evita hacer una crítica hacia la otra persona

Escenario 2: crítica apropiada, expresada de manera inadecuada

  • Escucha atentamente
  • Mantén una actitud positiva y de apertura
  • Admite la posibilidad de que tenga razón
  • Saca tus propias conclusiones y pide sugerencias al respecto
  • Agradece la crítica pero expresa que la manera de expresarla no ha sido la apropiada
  • Pide que en la próxima ocasión cambien la forma de expresarla
  • Evita hacer una crítica hacia la otra persona

Escenario 3: crítica no apropiada, expresada de manera adecuada

  • Escucha atentamente
  • Mantén una actitud positiva y de apertura
  • Ofrece una respuesta con tus razones de forma educada, rebatiendo los argumentos de la crítica
  • Agradece la forma de expresar la crítica
  • Pide que en la próxima ocasión se informen antes de hacer una crítica

Escenario 4: crítica no apropiada, expresada de manera inadecuada

  • Escucha atentamente
  • Expresa directamente pero de forma educada tu desacuerdo con las formas de hacer la crítica; puedes incluir tus emociones o cómo te hace sentir una crítica dicha de esta manera
  • Si hay posibilidad de diálogo con la otra persona, ofrece una respuesta con tus argumentos, rebatiendo el contenido de la crítica
  • Pide que en la próxima ocasión se informen antes de hacer una crítica y lo hagan de una manera apropiada

Rodéate de las personas adecuadas

Ésta es para mí una clave esencial a la hora de implementar cambios en tu vida y en tu profesión. Si lo que deseas es comenzar un camino nuevo, aléjate de personas que no crean en ti. Sin esas personas podrás ganar la confianza que necesitas para afrontar un camino nada fácil, probablemente lleno de obstáculos, de imprevistos, de retos.

Dicen que somos iguales a las 5 personas más cercanas a nosotros, normalmente de nuestro círculo social o de amigos. Supongo que hay algo de verdad en esta afirmación. Si las personas que están a tu lado no creen en ti, te critican o no te entienden, es mejor cambiar de círculo, rodeándote de personas que piensan como tú o que ya están donde a ti te gustaría estar.

Afortunadamente la era de Internet ha roto todas las barreras geográficas y puedes acceder a blogs, foros, redes sociales, asociaciones online, cursos y formaciones, para rodearte de gente con tus mismos intereses, propósitos y sueños.

Mi consejo es que si tienes un sueño, no lo dejes aparcado, por vago o imposible que te parezca. Si tienes un sueño, busca todo lo que tiene que ver con él, contacta con personas que ya lo están viviendo o están en el camino. Escribe, comparte, lee, abre un blog sobre el tema que te preocupa, que te apasiona, que te llena.

Y si aun no sabes cuál es tu sueño —o incluso si crees que no hay nada que te apasione en la vida—, te invito a descubrir, a encontrar tu pasión, a reinventarte si quieres, y para ello ofrezco mi próximo curso online: MailCoaching para Encontrar tu Pasión y Reinventarte.

Me he pasado los últimos 8 meses preparándolo con mucho esmero, procurando darte la máxima calidad posible, tanto de contenido como de forma.

Si te suscribes a la lista de espera, obtendrás un precio excepcional en la semana de lanzamiento. Además en cuanto completes tu suscripción, te enviaré gratis a tu correo el módulo introductorio del curso, de forma que tengas toda la información a mano y puedas decidir desde ya si te interesa o no adquirirlo cuando salga a la venta.

Éste es también mi proyecto: ayudarte a ti a reinventarte, a encontrar tu propósito, tu pasión, a desbloquear tu enorme potencial y todos tus talentos. Y quiero hacértelo llegar de la manera más sencilla y más asequible posible.

El precio a pagar por salirte del camino prefijado

¿Sabes? Mucha gente sigue pensando que al no trabajar por cuenta ajena o no tener un negocio físico, como tienda, escuela u oficina estándar, no estoy realmente trabajando. Algunos piensan que me paso el día en Facebook y Twitter y estoy todo el día de cafeterías...

Sí que es cierto que muchos días puedes encontrarme en una cafetería... pero con mi portátil. O en Facebook, pero compartiendo mis artículos y otros contenidos de interés, y contestando a los mensajes y comentarios de mis seguidores. O en mi propia casa, en el sofá, pero no viendo la tele, sino preparando mi próximo curso online.

Es cierto que no me levanto a las 7 de la mañana para ir a trabajar. Me levanto más tarde pero también me quedo trabajando hasta las 10 de la noche siempre que tengo tiempo. Y no lo hago porque no llego o porque se me acumula todo el trabajo, sino porque me gusta lo que hago. Porque mis ratos libres son ahora mi blog, mis clientes, mis lectores, mis vídeos, artículos, cursos. Mi hobby se ha convertido en mi profesión y me satisface muchísimo.

Al principio me enfadaba mucho, me dolían los reproches, especialmente de personas cercanas, cuya opinión me importa. Pero poco a poco fui dejando de hacerles tanto caso, no del todo, pero empecé a rodearme de gente más positiva, que cree en mí, que me da ánimos, que me entiende o al menos no me ofrece opiniones que no pido. Y ahora me siento mucho mejor.

En realidad, es normal que no te entiendan, que incluso te critiquen y piensen que no estás haciendo nada productivo. Nos guste o no, la mayoría de las personas todavía siguen teniendo la mentalidad del siglo pasado, de la era industrial, del camino trazado. Una profesión para toda la vida, una misma carrera, una empresa, una casa, ciudad y país, casarse, tener hijos, jubilarse y por fin disfrutar de la verdadera vida.

Pero si estás leyendo mi blog es probable que pienses de otra forma. Es posible que quieras disfrutar ahora y no mañana, hacer algo con tu trabajo que te llene, te apasione, para que las horas se te pasen volando, para que cada minuto cuente.

No tienes por qué emprender como yo. Cada uno sigue su camino y emprender tiene también sus muchas desventajas. Pero desde luego siempre tendrás a tu alcance el poder hacer algo más con tu vida y con tu profesión. Siempre puedes formarte e iniciar un nuevo camino, a pesar de la edad, a pesar de la crisis. Hay gente que ya lo ha hecho. ¿Por qué tú no?

19 comentarios

  1. Hola María. Leyendo lo que has escrito sobre como hacer criticas positivas, sobte los cuatro escenarios, me he dicho “caramba, esto es justo lo que nos hace falta (yo me incluyo en mayor o menor grado) cuando utilizamos las redes sociales como face y twiter; o sea, reflexionar antes de volcar toda nuestra frustración y ego descontrolado.
    En cuanto a lo de alejarse de las personas que te desaniman a realizar tu sueño, tengo una pregunta para ti. Verás, tal vez eso sea posible y facil con amistades pero cómo desvincularse de esas personas si son tu pareja, tu hermano, etc…Creo que nos pasa a muchos y a muchas.
    un saludo. Me encanta tu blog.

    1. Hola Javier! Qué pregunta tan compleja que me haces. Antes que nada, y basándome en mi caso personal, te diría que lo primero sería tener mucha paciencia con esas personas. Son personas que nos quieren y en realidad desean lo mejor para nosotros, pero también tienen miedo de que nos equivoquemos y nos hagamos daño. Y también pueden temer otra cosa: que cambiemos tanto que no seamos la misma persona de antes y nuestra relación con ellos cambie. Fíjate que yo hablo mucho de todo esto y es mi lema de vida, pero cuando mi marido me dijo que quería dejar su trabajo y su profesión (un trabajo muy bien pagado y de prestigio), tuve también miedo. ¿Cómo vamos a vivir, con qué sustento? Tuve que asimilar esta información pero poco a poco fui entendiendo que lo que él deseaba era sentirse como yo: realizado. Hay que tratar de explicar de la mejor manera posible a nuestras personas cercanas lo importante que es para nosotros este cambio, esta búsqueda. También ser realistas y ponernos plazos, calcular gastos, no tirar la casa por la ventana. Explicar a la otra persona que nada malo va a pasar, sino todo lo contrario: tú estarás mejor y las personas que te rodean también se contagiarán de esa positividad. Al final siempre es lo mismo: amor y miedo. Sentimos amor y por tanto miedo, por proteger a los que amamos o protegernos de la incertidumbre del cambio. Es importante comunicarse, transmitir de la mejor forma posible nuestras emociones y sobre todo, transmitir amor y bondad. Éste es el arma más potente del mundo. Gracias por hacerme reflexionar sobre temas tan profundos e importantes, Javier! Un beso muy grande 🙂

  2. Hola María,

    Me sentí muy identificado con este artículo, y aunque ya la conocía me encantó la frase de Maxwell.

    Gracias por aportar esa útil herramienta. Es duro recibir opiniones (a veces sin pedirlas) directamente en contra de lo que estás haciendo.

    Creo que lo más importante para nosotros, los que no seguimos el camino prefijado, es que tengamos fe en nuestros actos, que esa confianza de la que hablas alineada con nuestro propósito. Por otro lado, por supuesto rodearte de personas que te apoyen (por lo menos en el plano digital) también es muy importante, quizá fundamental.

    Por cierto, no sé si es por mi navegador, pero creo que el primer enlace que lleva a tu curso está roto, es el que está justo después del subtítulo “Cómo encajar las críticas de forma positiva”.

    Muchísima suerte con ese curso, estoy seguro de que ayudará y mucho a las personas que lo necesiten.

    Un fuerte abrazo y a comerse este 2016!! 🙂

    1. Hola Edu! los que emprendemos sabemos lo que es sentirse incomprendidos, ¿verdad? Nuestros seres queridos nos quieren y protegen y por eso a veces se extrañan de que hagamos “locuras”. Pero esas “locuras” las necesitamos como el aire para hacer algo que nos motiva y nos apasiona, ¿verdad? Gracias por pasarte por aquí 🙂

  3. ¿Alguien ha probado a arrancar un coche de 1200Kg, sin batería y empujando solo? El primer impulso, sacarlo de su “zona de confort”, desde parado, cuesta mucho.

    En física es la Ley Universal de la INERCIA (resistencia que opone la materia a modificar su estado de reposo o movimiento).

    Lo mismo ocurre con la creación de un negocio, las resistencias pueden ser innumerables, incluyendo las CRÍTICAS. Pero cuando todo va rodado… se vuelven alabanzas y lo complicado sería parar luego el coche casi sin frenos (servo no va con motor apagado) aunque vayas a 10km/h y te vas quedando sin espacio en el garaje. Hasta te costará subirte en marcha. En el caso del negocio, quizás vendas más de lo previsto.

    Creo fundamental para mi negocio tener un buen PLAN, serio, científico, detallado y releerlo constantemente. Aparte porque yo soy mi peor crítico. Supone tu combustible, tu fe, tu motivación, tu ilusión, tu confianza en tu proyecto, tu quita-miedos y por qué no, si lo compartes ayuda a rebatir críticas (incluso las mías). Y aquellos a quienes no puedas convencer, que no apoyan, que solo miran e ignorantemente critican, hay que tomarlo como lo que son: la parte de “resistencia” lógica, normal y universal a que uno cambie. Ley de la Inercia.

    Un saludo María y enhorabuena por tu post.

    1. Gracias, Enrique, por este comentario tan claro, con una perfecta metáfora de cómo nuestro proyecto es como un coche parado o un coche en marcha. Si lo ves así, tomas distancia, te das cuenta de que es lo más normal del mundo (y lo contrario precisamente sería lo raro) y ya no ves las críticas como algo extraño. Las aceptas como parte del proceso. Al final aprendo yo más de vosotros, mis lectores, que vosotros de mí! Es genial rodearse de gente que te entiende. Un abrazo 🙂

  4. Hola María!!
    Gran lección de cómo acoger una crítica, venga lo que venga.
    Quizás lo que más nos pueda doler es la intencionalidad que descubrimos (o suponemos) de quién nos la hace. Y no creo que siempre sea valiosa. A veces, lo único que podemos obtener de una crítica es información de quién nos la hace o de sus sentimientos hacia nosotros… porque a veces, el feedback brilla por su ausencia.
    Lo pongo para compartir!!

    Muchas gracias! Espero que tengas un feliz 2016 y que te acompañen los éxitos que vienes sembrando.

    Un fuerte abrazo!!

    1. Muchas gracias Jesús! Es muy interesante lo que dices de la intención. A veces no tienes claro cuál es y otras, una crítica de alguien especial te hace pensar en la relación que tienes con esa persona. A mí por ejemplo me duelen mucho las críticas de mi madre, aunque entiendo que ella no es experta en estos temas, pero el hecho de que no crea en mí me resulta a veces doloroso. Y eso va más allá de la crítica en sí: pasa al terreno de emociones, de la relación por sanar, etc. Wow, es una idea que da para un post! Gracias por inspirarme siempre, Jesús. Eres genial 🙂

  5. Hola María, este post es importante pues en muchas ocasiones, estas críticas suelen ser negativas, suelen trasladarte a una realidad, que no sabes si es la auténtica o no, que te llenan de dudas, de quebraderos de cabeza, pues te dicen que es una locura, que arriesgas mucho, que no sabes lo que estás haciendo.
    Una de las claves de este post, y que muy bien señalas es, Lo importante de una crítica es que se haga de forma positiva, tratando de aportar valor. Pues como he dicho, la mayoría son muy negativas, y me parece bastante correcta las actitudes que señalas frente a esto. Otra de las claves que me parece crucial, Las críticas bien intencionadas vienen a proporcionarnos una buena dosis de humildad, de aceptación, de bajar los pies a la tierra. Pues creo que sería importante para tu actitud mental, psicológica para seguir el camino que prentendes afrontar, nos dan moral, confianza, todo lo contrario que las críticas negativas. Pero aún así, aunque te rodees de las personas adecuadas, me sigue pareciendo difícil, saber quiénes tienen más razón, quiénes son las personas en que debes poner más confianza. Un abrazo amiga

    1. Hola Justino. Es verdad, no siempre es fácil saber quiénes son esas personas indicadas. Pero al final todo es cuestión de ir probando. Yo tengo a mi alrededor a unas 5-6 personas, sin contar a todos vosotros, mis seguidores, lectores, bloggeros amigos, etc. Esas 5-6 personas de mi círculo cercano sé que me entienden, que desean lo mejor para mí y acepto con positividad todas las críticas que vengan de ellos. También hay otras 5-6 personas cercanas de las que no escucharía ninguna crítica, porque han demostrado hablar sin conocimiento de causa y ya me han hecho bastante daño, aún sin pretenderlo. Al final aprendes a base de ensayo y error. Seguro que tú también tienes ese círculo de personas de todo tipo. Espero que encuentres tu círculo dorado y te quedes con ellos. Y espero ser una de ellas 😉

  6. Genial, muy clarificador. En efecto hay que discernir los tipos de críticas y sobre todo
    entender eso que tan bien has expresado: Muchas personas nos hablan con buena intención pero con la mentalidad de otro siglo, de otra era. Así resulta imposible un diàlogo real, porque no estamos hablando el mismo lenguaje. Siendo consciente de esto es mucho más fácil mantener tu visión y escuchar lo que se te dice serenamente, sin darle demasiada importancia. Te habla desde un recinto cerrado desde el que es imposible ver el nuevo horizonte. Gracias!

    1. Gracias Alicia por dar tu visión. No sé si a ti te ha pasado alguna vez, pero imagino que a todos nos toca de vez en cuando. Al final lo que realmente cuenta son los resultados. Sé que cuando pueda ingresar al menos lo que ganaba en mi trabajo indefinido (que no era mucho, pero daba para vivir jeje), tendré los argumentos para rebatir cualquier crítica. Hasta entonces, me toca currármelo mucho y seguir avanzando. Un abrazote guapa!

  7. Hola María:
    Como siempre tus artículos me hacen reflexionar mucho. La verdad es que a mi me ha costado siempre mucho el aceptar que cada cuál tiene una manera diferente de ver las cosas y que porque no las vean como uno mismo las ve no significan que no te apoyan. Es interesante lo que dices que al final todo se traduce en miedo o amor. Es duro a veces tener que apartarte de personas que pensabas que estarían en tu camino y sobretodo si forman parte de tu núcleo más cercano. LA FAMILIA. ; aunque a la larga miras atrás y ves que es lo mejor que has podido hacer.
    Gracias por aparecer en mi vida.

    1. Hola Silvia. Gracias a tu por tus palabras llenas de sinceridad y amor. Es cierto que a veces es duro, pero igual tampoco se trata de apartarnos, sino de no compartir con ellos cierta parta de tu vida, en este caso, la profesional. Yo tengo asumido que no todos lo entienden y poco a poco lo voy asimilando mejor y mejor. Al principio cuesta más. Después te acostumbras. Y cuando escribo artículos como éste, lo veo todavía mejor. Tener un blog es también una especie de terapia jeje. Expresas lo que sientes y además entras en contacto con personas que te entienden o comparten tu punto de vista. Un abrazo! 🙂

  8. Hola María!
    Genial artículo. Creo que todos los emprendedores nos podemos sentir identificados con él.
    Me encanta, sobre todo, la parte en la que dices que, cuando no lo has hecho, te dirán que es imposible; cuando te vean haciéndolo, que lo hagas de otra manera; cuando lo consigas, que siempre creyeron en ti.
    A mí esto me pasó con algunos compis de periodismo cuando les conté que iba a hacer Léeme. Recuerdo perfectamente que fue en la última cena de verano, antes de que cada cual partiera hacia el lugar donde iba a trabajar o a continuar sus estudios. Los que controlaban más de tema audiovisual me dijeron que era imposible desarrollar un proyecto de tales características. Recuerdo que me desanimé bastante (porque ellos sabían indiscutiblemente más que yo), pero aun así seguí adelante.
    Ahora llevo grabados y lanzados 3 programas. A finales de año tuvimos la cena que siempre hacemos en navidad. Las dos personas que me habían dicho que era imposible ni siquiera me preguntaron qué tal iba el programa. Nada. Silencio. Por no preguntar, ni siquiera me preguntaron qué tal me iba la vida. El tema no salió en toda la noche, y eso que yo les pregunté por sus cosas… pero ellos ni pío.
    Más que dolerme, me sorprendió. Quizás porque yo nunca habría actuado así. Pero por desgracia el mundo está lleno de personas que, antes que ponerse a construir su vida, prefieren dedicarse a hacer pedacitos los sueños de los demás. Menos mal que no siempre lo consiguen 😉
    Comparto, María!
    Un abrazo. ¡Y suerte con este lanzamiento, que seguro que te irá genial! A mí el vídeo me encantó.
    Muaks!
    Irene

    1. Hola Irene! Wow, qué identificada me siento con lo que cuentas de personas que ni siquiera te preguntan por tu vida y tu trabajo. A mí eso me duele mucho, porque al igual que tú yo siempre me intereso por las otras personas, sea muy amiga de ellos o no tanto. No quiero pensar que sea envidia, porque es muy fácil caer en las descalificaciones. Prefiero pensar que simplemente no les importo lo suficiente o que no son tan empáticas, que es su forma de ser.

      Lo bueno y lo maravilloso de tener blogs es que puedes rodearte de personas que piensan como tú, que te apoyan muchas veces desinteresadamente, que te inspiran o te motivan. Léeme me parece una maravilla, suelo compartir los vídeos en mi Newsletter y sólo escojo lo mejorcito que hay en la blogosfera. Me parece de los proyectos más innovadores y de más calidad que hay en Youtube. Así que me alegro muchísimo que no te dejaras llevar por el desánimo y lo hicieras realidad. Espero verlo pronto en Cámara Abierta en La2, un programa que me encanta y que sigo. ¡Tu proyecto es digno de estar ahí! Si quieres, les escribo para proponerlo jeje.

      Y gracias por tus ánimos y tus palabras para mi vídeo. No es de la máxima calidad, of course, pero es mi primer pinito como directora jajaja. Un abrazo y seguimos en contacto, amiga! Ah y en febrero espero vernos sin falta 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable » María Mikhailova Pogosova.
Finalidad » gestionar los comentarios.
Legitimación » tu consentimiento.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks (proveedor de hosting de mariamikhailova.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola Networks.
Derechos » podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.