Bután, felicidad en estado puro

Claves_del_articulo

¿Sabes cuál es el país más feliz del mundo? Quizá no hayas oído hablar de él nunca, pero existe. Sí, no se trata de un “cuento chino”, aunque muy bien pudiera parecerlo por la proximidad geográfica. No voy a hablarte de un idílico país sacado de las páginas de algún cuento infantil. 

El paraíso en la tierra

Se trata de Bután, Bhután ó Druk Yul , que significa “La tierra del Dragón del Trueno”, los truenos son el sonido de los dragones rugientes para la tradición popular butanesa.

Para contextualizar el tema objeto de este post, te diré que:

Bután se encuentra enclavada al Suroeste de Asia, limita al norte con China y con la India al sur.

Es un diminuto país con una extensión de 47.000 kilómetros cuadrados y algo más de 700.000 habitantes.

A pesar de su reducida dimensión cuenta con dos capitales, una de invierno, Punakha y otra de verano, Thimbu.

Los dos grandes ejes en torno a los cuales “gira” la “buena vida” butanesa son: la Religión y la Naturaleza.

Es un país de gran espiritualidad cuya religión mayoritaria es el Budismo.

Cuenta con tres grandes regiones geográficas con climas muy diferentes entre sí y ecosistemas muy bien conservados, debido a siglos de aislamiento, escasa población y una complicada orografía:

    1. El Himalaya con alturas que superan los 7.000 metros, domina el norte del país con sus rigurosas temperaturas y violentas tormentas, a las cuales debe su nombre el país, Druk Yul.
    2. La zona central repleta de profundos valles de entre 2.500 y 3.000 metros de altura, muy fértiles, de clima templado y que es donde se asienta la mayoría de la población.
    3. La planicie del Duars al sur de clima subtropical es una zona selvática y pantanosa.

Más de un tercio del territorio está ocupado por bosques.

Quizá por todo ello sea considerado por algunos como el “Shangri-La” o el paraíso en la tierra.

Es predominantemente agrario, casi desconocido y aislado hasta hace relativamente poco tiempo y muy comprometido con sus raíces budistas.

Es un país sin semáforos , en el que la televisión e internet estuvieron prohibidos hasta el año 1.999, debido precisamente a los recelos que presentaba todo lo que viniera del “mundo desarrollado”.

Como datos curiosos, te diré que:

Las bolsas de plástico están prohibidas, lo que demuestra el gran respeto por el medio ambiente y por el uso responsable de los recursos naturales que impera en el país.

Y que también está prohibida la venta de tabaco y sus derivados.

Calidad de vida

Y, preguntarás: “¿Por qué me cuentas todo esto? Bután lo veo como muy lejos, y a mí, como que ni fu ni fa, ni me va, ni me viene lo que allí se cueza”.

Verás, resulta que todos los países del mundo, excepto uno, miden el progreso económico o lo que podríamos denominar “calidad de vida” con un criterio material: los bienes y servicios que se producen y se venden y/ó consumen cada año, esto es, el Producto Nacional Bruto (PNB)

Bután es el único país del mundo que utiliza un criterio más amplio que incluye además conceptos intangibles para medir dicho progreso, y lo hace con un indicador que han denominado Felicidad Nacional Bruta (FNB).

La economía butanesa como podrás intuir, mide el progreso de una forma más holística, aglutinando dentro del indicador no solo variables cuantificables financieramente, sino otras que no son susceptibles de ser medidas con los instrumentos tradicionales, como por ejemplo el bienestar mental.

El término en inglés, “Gross National Happiness” fue acuñado por Jigme Singye Wangchuck , rey de Bután en el año 1.972, en respuesta a las críticas que de forma continuada recibía por la pobreza en que vivía su país.

Gross National Happiness is more important than Gross National Product”

Este slogan de la Felicidad Nacional Bruta se encuentra en la Escuela de Artes Tradicionales de Timbu.

De hecho este rey afirmó que la felicidad debe ser el fin último de todas las políticas económicas, es decir, que toda la producción de bienes y servicios en una economía debe estar orientada a la maximización de la felicidad.

Dicho en otras palabras, mientras que los modelos económicos convencionales, tienen como objetivo prioritario la maximización del crecimiento económico (nivel material), el butanés se centra en la maximización de la felicidad (nivel holístico, que incluye además el nivel intangible, el espiritual).

Los cuatro pilares básicos de la FNB son:

  • Desarrollo socioeconómico sostenible e igualitario
  • Promoción y desarrollo de la cultura
  • Conservación del medio ambiente
  • Establecimiento de un buen gobierno

La medición se realiza por medio de un cuestionario compuesto de 180 preguntas que considera 9 dimensiones.

  • Bienestar psicológico
  • Uso del tiempo
  • Vitalidad de la comunidad
  • Cultura
  • Salud
  • Educación
  • Diversidad medioambiental
  • Nivel de vida
  • Gobierno

Economía con alma

Este modelo económico no ha estado exento de críticas, las voces más contrarias a él, afirman que la felicidad no se puede medir y que por tanto es inviable.

Para el Budismo la economía necesita un alma, un corazón que la haga latir, que dé vida a lo que realmente importa y lleve a los seres humanos a ese estado de Felicidad anhelado.

El primer economista que propuso crear una economía basada en los fundamentos budistas, fue E.F. Schumacher en el año 1.956, que tras pasar un tiempo en Birmania sumergido en las costumbres del país, se dio cuenta de que la economía occidental podría incorporar ideas del budismo para promover un crecimiento más sostenible y respetuoso con el medio ambiente y que además aportase a las personas el desarrollo integral de sus facultades.

El propio Schumacher dijo:

“Antes de que rechacen a la economía budista por considerarla un simple sueño nostálgico, quizás aceptarían considerar si el camino del desarrollo económico descrito por la economía moderna, puede conducirles a los lugares donde realmente desean estar”

Los recursos materiales son escasos, y por tanto las economías no podrán crecer indefinidamente en ese ámbito material. Visto de esta manera el PNB tiene un potencial de crecimiento limitado.

En consecuencia cobra mayor interés y relevancia los factores inmateriales que influyen en el cálculo de la FNB.

¡Qué fascinante! Si los recursos intangibles no son finitos como los materiales, ¡el potencial de crecimiento de la FNB es ilimitado!

Además, si te paras a pensar unos instantes, que el PNB “crezca”, de alguna manera es “neutral”, con ello quiero decirte que no implica necesariamente algo bueno o algo malo, hay multitud de variables que suman para hacer el cálculo del indicador y que pueden implicar beneficio para algunos, perjuicio para otros, incluso un coste ecológico o medioambiental.

Por ejemplo, si contratas los servicios de un coach para incrementar la motivación de los empleados de tu empresa, la cuantificación económica de dichos servicios suman al PNB haciéndole crecer. Este sumando podríamos decir que es algo bueno.

De igual modo sumaría al PNB los ingresos por venta de armamento e implicaría algo malo.

También por ejemplo, los ingresos por ventas de automóviles contaminantes computa en positivo y de todos es conocido el nefasto efecto medioambiental que conlleva.

En consecuencia, lo que realmente es relevante en el PNB, es el cálculo numérico y que la cifra obtenida de ese cálculo sea cuanto más grande, mejor, no se entra a valorar si esa cifra es buena o mala para el país que lo calcula.

Y esto, ya lo afirmó Robert Kennedy el 18 de marzo de 1.968 en la Universidad de Kansas:

“No podemos medir el espíritu de una nación con el índice Dow Jones, ni los logros del país con el Producto Nacional Bruto. Porque el Producto Nacional Bruto incluye la contaminación del aire y anuncios de tabaco…Incluye la producción de NAPALM, misiles y cabezas nucleares…Y si el Producto Nacional Bruto incluye todo eso, hay también mucho que no incluye. No tiene en cuenta la salud de nuestras familias, la calidad de su educación o la alegría de sus juegos…No comprende la belleza de nuestra poesía o la solidez de nuestros valores familiares,…es decir, lo mide todo, excepto lo que hace que La vida valga la pena”.

Creo que no hay mucho más que decir al respecto.

Coincidirás conmigo en que el PNB es una medida del progreso equivocada, si se entiende por progreso saltar al siguiente nivel en sentido holístico, no sólo económico, que también.

Los seres humanos nos consideramos insatisfechos por naturaleza, todo lo que tenemos no nos parece nunca bastante, y si esto es así a nivel individual, es extrapolable a nivel de comunidad, de país: la producción, el consumo y la inversión, nunca serán suficientes, en consecuencia, nunca crecerá bastante el PNB.

El modo de vida de las sociedades occidentales nos ha vendido muy bien la idea de que cuanto más consumamos más felices seremos y que la felicidad es como una carrera o competición para tener más cosas materiales o más “éxito” tanto a nivel personal como a nivel profesional.

Con esa filosofía nos han llevado a un gran vacío existencial sin sentido.

¿Qué es realmente la felicidad?

¿Es el placer que se siente al escuchar una melodía que nos agrada? ¿Es la alegría que nos proporciona haber superado un examen o prueba Parece ser que no…

Mathieu Ricard, autor francés, doctor en genética molecular por el instituto Pasteur y monje budista, en su libro “En defensa de la felicidad”, afirma que:

"El Placer es sensorial, su repetición cansa."

Por ejemplo a mí me encantan los bombones de licor, si me como uno me proporciona unas sensaciones maravillosas al paladar, si me como dos, seguramente también, pero si me como más, ya no tanto y si llego a la docena probablemente me produzcan repulsión e incluso malestar estomacal.

La alegría, por el contrario, según este autor está más relacionada con el logro, con la lucha para llegar a un fin o meta.

Sería el caso de superar un reto: provoca una gran alegría, sin embargo es susceptible de ser truncada por algún tipo de acontecimiento externo.

La Felicidad para Mathieu Ricard es un estado del alma, del ser, en el que la persona se siente bien, y, aunque algo externo la pueda alterar, la persona regresa a esa esencia de paz, de serenidad, de tranquilidad.

La felicidad se cultiva, es un estado en el que se aprende a controlar los pensamientos, de tal manera que se desechen todos aquéllos que no estén llenos de amor y compasión, es decir, se rechazan los pensamientos de temor.

No pueden coexistir Amor y Miedo. Si hay miedo, no hay amor y si no hay amor, no hay felicidad.

Ego vs. Felicidad

Detrás de todo este entramado se encuentra el Ego. El ego es la imagen que creas de ti mismo, es el símbolo de lo que crees ser.

¿Cómo mantener a raya el ego?

Ejercitando la meditación. La meditación es el arte de controlar los pensamientos, de controlar la mente.

Por ejemplo un tipo de meditación podría ser concentrarse en la respiración, en como tomas aire y lo expulsas. Si te concentras exclusivamente en eso, desechas cualquier otro pensamiento de tu mente que pueda hacerte infeliz.

La clave de la felicidad estaría entonces en el control de los pensamientos y el desarrollo del amor y la compasión.

Los pensamientos son grandes tiranos que nos llevan a lugares a los que ni queremos ni debemos ir.

Tenemos que aprender a generar alertas en nuestro interior para ser capaces de desterrar de nuestra mente todos esos pensamientos de miedo manejados por el ego, que tiranizan, y que no están imbuidos de amor y compasión.

Todo esto que te acabo de contar explicaría la razón por la que las gentes de Bután son consideradas las más felices del mundo, como te dije al principio, los dos grandes ejes en torno a los cuales gira la buena vida butanesa son la Naturaleza y la Espiritualidad.

Son personas que por tradición y por filosofía de vida son más conscientes de su Ser que nosotros los occidentales y han aprendido a controlar sus pensamientos tiranos particulares mediante distintos sistemas de meditación.

Conclusiones

Si el origen de todo lo que sucede es un Pensamiento y ese pensamiento eres capaz de controlarlo mediante alguna técnica como la meditación, controlarás la Emoción que sigue a ese pensamiento y por ende tendrás capacidad de decidir sobre el Comportamiento que adoptas y por tanto también tendrás capacidad de controlar cómo serán tus Resultados.

Entonces…podríamos decir que Eres la Causa de tus Efectos.

Así de simple. Así de fácil. Tienes al alcance de tu mano la clave de la felicidad controlando tus propios pensamientos.

Y, ahora te pregunto yo:

  • ¿Qué puedes aportar tú a tu comunidad para iniciar el cambio en la forma de medir la riqueza de tu país?
  • ¿Controlas de alguna manera tus pensamientos más tiranos?

Probablemente no esté en tus manos ni en las mías cambiar el enfoque de cálculo de estos indicadores macroeconómicos, pero sí puedes y yo puedo contribuir a sumar para para calcular tu propia FNB y la de tu entorno.

De hecho yo ya he empezado a contribuir con mi granito de arena en la gestación de un ilusionante proyecto personal y profesional que recientemente he dado a luz, al que he denominado “Creando Negocios Felices”.

En él brindo ayuda y soporte a personas que lideran su propia Re-Evolución para:

  • Reinventarse personal y/ó profesionalmente
  • Descubrir o redescubrir su Talento y su Pasión
  • Crear proyectos con alma acorde a sus valores
  • Monetizar sus micro-emprendimientos
  • Crear las estrategias que les conduzcan a su estilo de vida ideal
  • En definitiva, a crear “Negocios felices”

Te invito a visitarlo para conocerlo un poco mejor y en agradecimiento a tu interés en el tema de que te he hablado te podrás descargar mi reporte, “Las 5 revelaciones que te despertarán del letargo laboral”. En él podrás descubrir lo que para mí fueron a lo largo de los casi dos años que duró mi particular proceso de Re-Evolución, las claves de los patrones que rigen la Economía del siglo XXI, las premisas del nuevo paradigma laboral, qué necesitas para crear el estilo de vida que deseas y sobre todo quién necesitas ser en el contexto actual.

Este artículo ha sido escrito por María Elena Cuadrado. Economista y MBA de formación convencional reglada. También se formó como Coach Personal y de Vida, Consultora de Rendimiento y Facilitadora de Psych-K® por pasión y convicción personal. Tras 15 años ejerciendo profesionalmente en el ámbito de las finanzas y como docente de postgrado, ahora utiliza toda esa experiencia para ayudar a todas aquellas personas que desean reinventarse porque sienten que deben crear un Proyecto con Sentido que les permita vivir acorde a sus Valores y su Estilo de Vida Ideal.

26 comentarios

  1. Hola Elena!
    Me ha encantado este post que empieza como un cuento y acaba siendo una lección preciosa (como en los cuentos).
    Gracias por darme a conocer este país tan excepcional.
    Es para mí como la esperanza, la semilla de un mundo mejor.
    Un abrazo!

    1. ¡Claro que sí, Tere!
      Habitamos un mundo maravilloso, el problema es que no somos capaces de ver la belleza de los pequeños detalles, los pequeños gestos.

      La bondad innata de todas y cada una de las personas está ahí, pero a veces nuestra mente limitada no nos deja ver y mostrar la mejor versión de nosotros mismos.

      Ser feliz uno mismo primero y hacer felices a los demás después, depende exclusivamente de lo que cada uno geste en su interior : o pensamientos positivos y proactivos o pensamientos negativos y tiranos.

      ¿Qué ganas dejándote llevar por los pensamientos negativos? Nada
      ¿Qué te pierdes por ver el mundo, tu mundo, como algo gris o negro? La posibilidad de ser inmensamente feliz.
      La decisión, la elección es tuya, de cada uno de nosotros.
      Recuerda: Todo comienza en un pensamiento…
      Tú decides cómo gestionar ese pensamiento.
      Esa es la llave, la llave de tu felicidad.

  2. Este es un artículo que brinda conocimiento y motivación. Primero saber que existe un país que aunque pequeño, nos enseña que el bienestar está por encima de lo material, que respeta la naturaleza y segundo motivarnos a ser felices con lo que tenemos y agradecer por éllo.
    Gracias a Elena por escribir tan maravilloso aporte y a María Mikhailova por invitarla a su blog que de hecho está precioso.

    1. Gracias Luis Fernando! Elena ha hecho un gran artículo que nos inspira a muchos y nos permite ver que hay felicidad más allá de lo puramente económico.

      1. Gracias María por la posibilidad que me has brindado de compartir con el mundo que es posible ser feliz, que el secreto está en nuestro interior, en reconectar con nosotros mismos silenciando el ruido exterior y permitiendo aflorar lo mejor de nosotros mismos.
        Aprendamos de culturas tan ancestrales como la de Bután a se felices con lo sencillo, con lo simple, con lo hermoso.

    2. Gracias a tí Luis Fernando por comentar.
      Bután y en general las culturas budistas nos dan una lección contínua de armonía y alineación con nosotros mismos.

      ¡Cuánto se ahorrarían los sistemas sanitarios occidentales en medicamentos si fuéramos capaces de aplicarnos la “medicina” que ellos utilizan para estar bien consigo mismos!

      ¡Cuánta depresión , tristeza y desasosiego provocados por una cultura consumista hasta el extremo que en muchos casos desprecia la espiritualidad!

      Gracias a blogs como el de María Mikhailova podemos remover las conciencias y demostrar que sí, que es posible vivir en armonía con nosotros mismos y que lo que nos cuentan de Bután no es una ilusión, que es posible crear Felicidad

  3. Enhorabuena, Elena, por un gran artículo, lleno de sentido y de conciencia, algo que, en los tiempos que corren y, tal como está el mundo, es muy de agradecer. Y que éste venga de una economista, tiene aún más mérito. Hacen falta más corazones comprometidos que, como muy bien dice Tere, aporten esperanza y ayuden, entre todos, a plantar la semilla de un mundo mejor. Y, que ayudes a que los negocios sean felices, en lugar de centrarse en un materialismo puro y duro, es un extraordinario logro. Muchas gracias por ello.

    Enhorabuena también a ti, María, por este blog tan extraordinario, que sigo desde hace un tiempo y que aporta tanta luz y tanta claridad, a quienes nos acercamos a él. Es todo un placer leerte. Gracias, de corazón.

    1. Muchas gracias, Ana! La verdad es que Elena ha hecho un gran artículo y ha explicado genial cosas tan importantes como que la felicidad no la proporcionan los bienes materiales, sino algo mucho más interno como la espiritualidad y el contacto con naturaleza. Ha sido un placer contar con una contribución tan excelente!

    2. ¡Gracias, Ana!
      Me emocionan tus palabras.
      Mi formación “no convencional” en Coaching y en Psych-k, durante mi proceso de “Re-Evolución” puso en tela de juicio muchos de los conceptos que me enseñaron en la universidad. Supuso un gran cambio de paradigma para mí.

      La verdad es que siempre me rechinó bastante el concepto que en la facultad nos enseñaban sobre que el objetivo de toda empresa era la maximización del beneficio.

      Ganar cuanto más dinero mejor sin importar el factor humano, el bienestar de los empleados.
      Y encima, ¡durante 15 años yo defendí esto y se lo enseñaba a mis alumnos!

      Hoy, utilizo todo lo que considero mejor y que aprendí de aquella etapa para ayudar a las personas a maximizar su rendimiento (me gusta más esta expresión que beneficio) para que den lo mejor de ellas mismas creando, sus proyectos personales y/ó profesionales con sentido, con alma, con corazón. Creando sus propios proyectos o negocios felices.

  4. Gracias Elena. Gracias Maria. Me ha encantado el artículo. Me parece algo irreal, aunque tengo la esperanza que pueda existir personas y culturas con este tipo de desarrollo. Pero es que también me encantan las reflexiones que entre tod@s estáis haciendo en vuestros comentarios. Cuanto mejor seria la humanidad si aprendieramos de los demás y no creyeramos que lo sabemos todo…quizá sacariamos lo mejor de nosotr@s mism@s para enseñar a los demás y al mismo tiempo aprender de ellos. Por cierto voy a incluir en mi lista de sueños Butan.

    1. Como tú bien dices Anabel, parece algo irreal, pero existe.
      Existen personas que tienen un mapa de la realidad muy diferente al nuestro.
      Es su mapa, es su realidad.
      Eligen ese mapa porque les permite vivir en armonía con sus valores .
      Tú, en tu realidad, en tu mundo también puedes optar por crear un mapa de tu realidad que te empodere, que te haga ser mejor persona o conformarte con lo estándar, con lo establecido.
      La diferencia la marca la “recursividad” frente al “victimismo”; ” ser causa” frente a “ser efecto”; la “proactividad” frente a la “reactividad”…
      En definitiva, ser el líder de tu propia vida desde el “Ser”.
      Sólo así conseguiremos volver a los Orígenes, poniendo en valor lo que realmente importa.
      Seguro que a pesar de tu escepticismo inicial respecto a este modelo económico, tienes dentro de tí todo lo que necesitas y necesita tu entorno para crear y hacer crecer tu FNB y la de tu comunidad.

  5. Elena, ayer leí tu artículo y escribí todo lo que me iba pasando y puf!! desapareció. No llegó nunca jaja!! Y bueno, medio dormida me dije por algo es “tendrás Alicia que leerlo de nuevo” y ver que te sucede hoy, porque por algo llega todo a nuestra vida.
    Y hoy siento que tu contribución en el camino del autoconocimiento es maravillosa. No has omitido nada. Esto le llamo yo sabiduría, pues no es fácil hacer síntesis e integración de la escuela de vida que hemos elegido y que ha pasado por distintos planos hasta llegar a poder verbalizarse. Tú sabes de que hablo. Y lo que más me sorprendió fue como introduciste el tema con un aporte tan valioso como lo de este magnifico Edén en la tierra en el cual me dieron muchas ganas de estar allí..
    Sí, es aquí donde hago incapie, en el modo como fuiste precipitando tu idea, pues estaba hábida de querer saber más, más y más. Y que luego me vendieras el pasaje y me garantizaras que era cierto todo ello y que cabía la posibilidad de quedarme allí eternamente. uahuuuu!
    Que fuerte lo tuyo Elena.
    Y además me sorprendió lo inedito del tema, me encantaría saber que te llevo a elegirlo.
    Es un lujo hablar el mismo idioma querida Elena!!
    Mil gracias por tu entrega aquí y en tu pdf.!! Me has dejado aún pensando y sintiendo.
    Saludos de corazón a corazón y vamos por más!!
    Alicia Funcasta Tripaldi

    1. ¡Gracias Alicia por tus palabras!

      Contestando a tu pregunta, te diré que elegí este tema para el blog de María porque ella trata en su blog profundamente el tema de la Felicidad en todas sus facetas, y consideré que el caso de Bután más allá de lo anecdótico, podría resultar relevante para su audiencia dándole un enfoque holístico.

      Yo como economista, ya estudié en la universidad a Schumacher pionero en el análisis del modelo económico budista y sus implicaciones, así que me dije, ” a María le vendría como anillo al dedo ofrecer a su audiencia un caso real y palpable a nivel de comunidad, de país, de cultura, de que la Felicidad existe y es moneda corriente en nuestro mundo, que no es algo etéreo que esté solo en las mentes de filósofos, y que es objeto de montones de libros de autoayuda, que está ahí, que lo único que tenemos que hacer para alcanzarla es cambiar nuestra forma de pensar, de ver el mundo” y, es que como dice un principio de coaching ” El mapa no es el territorio” , es decir, lo que tú ves, en tu realidad, en tu mapa, no necesariamente muestra lo que realmente ES. Para que comprendas mejor lo que te quiero decir: Si tú te asomas a la ventana de tu casa verás tú calle con sus aceras, farolas, comercios, parques…Pero si contemplas tu calle desde un globo aerostático la verás de otra manera, desde otra perspectiva. La felicidad existe, no es un cuento chino, si ahora no la percibes es que no estás situándote en el punto de mira adecuado. Ninguno de los dos puntos de vista es bueno o malo a priori. Elige sin juzgar, sin juzgarte, el que a tí te haga sentir bien. Ahí está la clave.

      ¡Un abrazo !

  6. ¡Gracias Elena! Un artículo precioso, reflexivo y que invita a la introspección. Me ha encantado como lo has escrito y expresado 🙂
    No podemos cambiar el mundo pero si podemos cambiar nuestro mundo interior que está ávido de expresarse. Y podemos modificar nuestros pensamientos, que como has indicado son los creadores de nuestros resultados, a veces no es fácil pero sin duda es un bonito proceso de autoconocimiento y conexión con uno mismo.
    ¡Gracias, gracias, gracias!
    Abrazo 🙂
    PD. Me ha encantado mucho tu web María, no la conocía. A partir de ahora, agenciada queda, jejeje.

    1. ¡Gracias a tí Begoña por tus palabras!

      Me llena de satisfacción haberte aportado valor.

      Creo que María No deja a nadie que la lee indiferente.

      Es un referente, un modelo a seguir:

      En las formas, en los contenidos, el estilo…

      Escribe como a mí me gusta : con el alma, pone le corazón en todo lo que hace y su web es su espejo, el reflejo de lo que es: un gran ser humano a todos los niveles que ha sabido y sabe extraer lo mejor de sí misma para hacérnoslo llegar como una explosión de motivación.

      Gracias, María por aportarnos tanto a tus lectores.

  7. Me ha gustado mucho el artículo, ahora que hace poco tuvimos que decidir a qué partido político votábamos en las nacionales, no está mal tener otra perspectiva de lo que realmente queremos y nos hace feliz más allá de programas económicos. Me siento feliz cada vez que entro en el blog de María y viajar con la imaginación a Bután es cómodo y gratis . El control del pensamiento no es siempre fácil pero concentrarse en la respiración es un buen ejercicio. Me han dado ganas de twittear varias afirmaciones. Saludos y Feliz año

    1. Ni los políticos ni los grandes grupos de poder o empresas van a mejorar nuestras vidas Victoria, la llave de nuestra mejora está en nosotros mismos.

      Que hoy estén en el poder como resultado de unas elecciones unos de un color y mañana los de otro, es meramente anecdótico.

      Menos mal que como bien dices existen remansos de paz, inspiración y felicidad como el blog de María que nos invitan a creer que la magia existe y que controlando nuestros pensamientos es posible crear felicidad y por ende mejorar sustancialmente las vidas de las personas.

      Recibe un cordial saludo.

    1. ¡Gracias por tus palabras Jesús!

      Entre todos, debemos dar a conocer al mundo que existen culturas que son Felices , Felices con mayúsculas, que no todo es consumismo vacío, sin límite , que sólo lleva a la tristeza y a la depresión.

      Que existen gobiernos que velan por los intereses de sus países de una forma más holística.

      Ese granito, como tú dices, que estamos aportando ,en este caso, y lo hice con toda intención, es gracias al blog de mi anfitriona, La Gran María Mikhailova. Si no fuera por ella, no habría podido dar a conocer a más personas esta realidad que cuando menos, nos hace esbozar una sonrisa y albergar la esperanza de un mundo mejor, más humano.

      Gracias una vez más María por esta auténtica joya que es tu blog en todos los sentidos tanto estético como de contenidos.

      Y como muestra del gran nivel que tiene su plataforma, me permito la licencia de recomendar y a animar desde aquí a tus lectores a que se suscriban a tu curso online de mailcoaching.
      He tenido acceso al módulo introductorio suscribiéndome a la lista de correo previa a su lanzamiento y he quedado gratamente sorprendida. Me he encontrado con un material que ha superado ampliamente mis expectativas.

      ¡Feliz 2016!

      1. Wow, Elena! Me sacas los colores 🙂 Todavía y siendo coach, me siento incómoda cuando me dedican palabras tan bonitas. Intento hacerlo lo mejor posible, ésa es mi intención. Espero que el curso sea bien recibido por los futuros alumnos y lo aprovechen. Ojalá sea así. Y ya sabes que nos vemos pronto, tengo muchas ganas de charlar y desvirtualizarnos 🙂 Un abrazo muy grande y gracias de nuevo por tus palabras llenas de generosidad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *